Tristeza y depresión postparto. Qué es y cómo afrontarla - Prepara la llegada de tu bebé
depresion postparto

Tristeza y depresión postparto. Qué es y cómo afrontarla

El parto ha pasado, todo ha ido bien, ya tienes a tu bebé en casa y deberías sentirte la mujer más feliz del mundo pero tú sólo tienes una sensación de agobio que te oprime el pecho y muchas ganas de llorar, ¿qué te está pasando?

El 80% de las mujeres que dan a luz pasan por este proceso llamado tristeza postparto  o babyblues. Desde que nos quedamos embarazadas en el cuerpo de la mujer tienen lugar cambios hormonales que nos afectan tanto física como psicológicamente. Tras dar a luz el cuerpo de la mujer pasa por una revolución hormonal  como el descenso brusco de estrógenos que junto con la autoexigencia, la ansiedad,  el cansancio, la falta de sueño y el estrés provocado por la adaptación a la nueva situación puede llevarnos a sentirnos tristes, agobiadas y con ganas de llorar gran parte del tiempo cuando “se supone que deberíamos sentirnos las más felices del universo”.

depresion postparto

Consejo para la depresión postparto: Evadirse. Fuente: Pexels

Diferencias entre tristeza y depresión postparto, ¿cuándo hay que preocuparse?

La tristeza postparto es relativamente frecuente y normal debido, como hemos dicho, al reajuste hormonal que el cuerpo de la mujer está sufriendo. Aparece durante el primer mes tras dar a luz y en un par de semanas como mucho, la mujer debería notar una mejoría en su estado de ánimo por sí sola.

Sin embargo, a veces, la tristeza postparto se cronifica en el tiempo, es decir, no desaparece (o aparece de repente en cualquier momento durante el primer año del bebé)  y además se agravan sus síntomas afectando de manera importante a más ámbitos de la vida de la mujer. Es decir, cuando el estado de ánimo de la mamá impide que ésta realice sus actividades de la vida diaria como atender a su hijo o a sí misma, salir a la calle, levantarse de la cama, participar en reuniones sociales etc. y esta situación se mantiene durante un mes o más tiempo es cuando deja de ser la tristeza normal postparto a convertirse en depresión postparto.

Al utilizar ya el término “depresión postparto” el concepto cambia y sería preciso consultar con un médico y/o un psicólogo ya que será necesario un tratamiento y no desaparecerá sola como la tristeza. Lo que ha ocurrido es que se ha producido un desajuste bioquímico en el cuerpo de la mujer diferente al hormonal normal tras dar a luz que supone una alteración grave y perjudicial  en sus patrones de comportamiento y pensamiento a la hora de ver el mundo.

¿Cómo me pueden ayudar? Prevención de la tristeza.

Lo más importante para prevenir entrar en el bucle de sentimientos-pensamientos tristes y de culpabilidad propios de la tristeza y la depresión postparto es la INFORMACIÓN, es decir, saber que te puede pasar y cuáles son los síntomas para detectarlos lo antes posible y saber que a un altísimo porcentaje de mamás también les pasa.  

Una vez que identificamos en nosotras estas emociones hay que expresarlas, desahogarnos con nuestra pareja, nuestros padres, amigas,  comentárselo a nuestra matrona, enfermera o médico o buscar un grupo de apoyo de mamás que hayan pasado por lo mismo. Contar con una RED DE APOYO es de vital importancia para tratar la depresión y nuestros familiares y personas cercanas tienen un papel muy importante a la hora de observarnos y ver cómo evolucionamos.

Consejo depresión postparto: Redes de confianza. Fuente: Pexels

Además de desahogarnos tendremos que aprender, en la medida de lo que podamos, a controlar nuestra mente y RELATIVIZAR. Parar un segundo para tomar aire, tratar de relajarnos, desterrar todo pensamiento de culpabilidad y pensar en lo que está pasando en nuestro interior y qué podemos hacer para cambiarlo. A veces simplemente, nuestro cuerpo nos está pidiendo salir a la calle 10 minutos (o dos horas) solas sin el bebé o  que alguien ponga una lavadora y otras no encontraremos ninguna razón. La tristeza postparto es así, hormonas que nos agitan por dentro y hay que pensar que en unos días nos sentiremos mejor.

depresion postparto-querer

Consejo depresión postparto: Déjate querer

Por último, hay que tener en cuenta que el desgaste físico que acarrea tener un bebé y el cambio crucial en nuestras vidas que conlleva hace necesario un TIEMPO DE ADAPTACIÓN a la nueva situación. Es normal estresarse ante los cambios y la falta de sueño y el cansancio hacen que nuestra perspectiva se vuelva más negativa. Hay que descansar lo que se pueda y tener claro que más tarde o más temprano volveremos a dormir del tirón y TODOS LOS AGOBIOS PASARÁN AUNQUE AHORA MISMO PAREZCA IMPOSIBLE.

Os animamos a que nos contéis vuestras experiencias en la tristeza y la depresión postparto, seguro que nos ayudan a sentirnos mejor y más comprendid@s.

Alma de mamá

Alma de mamá

Psicóloga infanto-juvenil especialista en Autismo (TEA) y mamá de dos preciosas niñas.Siempre supe que quería trabajar con niños y estoy enamorada de este papel de madre que estrené hace tres años. Intentaré daros consejos útiles como mamá y otros más técnicos, como psicóloga, sobre el desarrollo psicológico de nuestros bebés. ¡Bienvenidos a la maternidad y paternidad!
Alma de mamá
No Comments
Post a Comment